lunes, 19 de octubre de 2009

Yo si creo en las casualidades.

Siempre he sido un poco más que sonadora, de hecho sigo creyendo que si encontré al Chanchito es porque algún día cuando era muy chiquita y mientras estaba asomada en el portal con la vista al cielo ví una estrella fugaz y pedí que un día mi principe me encontrara.
Creo en las senales, en las casualidades y en todo lo que se le parezca. La mejor casualidad que he tenido hasta ahora ha sido poder comunicarme "sin querer" con ese desconocido que ahora es el hombre con el más tiempo he pasado: Mi esposo :)
A veces me fío demasiado en estos hechos, que al fin y cabo son solo eso: hechos pero no estan comprobados... sin embargo hay algo en mí que me hace seguir pensando en ellos, algo que siento inevitablemente en mi pecho.
Creo que el irnos a vivir a Madrid es una casualidad y una de las buenas. Siento que algo bueno esta ahi esperando por ambos.
Claro que también existen casualidad mortales, esas que se leen o se oyen en los diarios:
"Se salvó de morir en el vuelo 3837 más cuando regresaba a casa le cayó un poste encima y murió".
"Bebé se salva milagrosamente de morir al caer en los rieles de un tren"
Esas pequenas cosas que se oyen a mi me dan una curiosidad increíble, hay una escena en la peli de Benjamin B. donde se recrea una parte en la que la protagonista sufre un accidente y en todas las muchas posibilidades que hubieran sido capaces de hacer que el accidente No pasara. Pero todos esas cosas de 1 segundo se unen en un mar de coincidencias mortales y al final el desenlace es horrible.
Muchas veces he pensado en lo que me hubiera ocurrido si hubiera tomado ese bus, si hubiera cogido ese tren a casa, si me hubiera quedado solo 5 minutos más detenida ahi en la calle.
En mi vida me han pasado 2 cosas que las recuerdo así muy bien:
Cuando bajaba del expreso escolar (debo haber tenido unos 7 anos más o menos) debía cruzar la calle para poder caminar a casa, estaba yo cargando mi mochila sobre los hombros y no recuerdo haber visto ningún auto, lo unico que recuerdo es que casi me quedo sorda cuando un carro se detuvo con fuerza para no atropellarme. Quedé tan cerca del auto que podía tocarlo. Recuerdo que el hombre en el auto en vez de bajarse para saber como estaba sólo me insultaba. Salí corriendo a casa y conté a la Sra. A. que era la que me cuidaba en ese entonces pero ella no creyó nada de lo que dije y casi que ni me dejó terminar de hablar y ya me estaba diciendo que la sopa estaba servida :(
La segunda cosa que me pasó fue hace como 5 anos. Estaba yo caminando por el norte de la ciudad, tenía que tomar un bus para regresar a casa, en las manos tenía unos cuadernos de dibujos y cosas de la Universidad... Estaba de lo más tranquila caminando y cerca de mi veo que un carro topa a otro pero nada pasó... dos segundos más tarde el carro antes topado o chocado levemente se sale de la calle y se mete en la peatonal por donde dos segundos antes yo había caminando.
Conclusión, me he salvado dos veces y aún sigo pensando en ello.
En ocasiones se me viene a la cabeza que si tan sólo hubieramos comprado los tickets para el Ecuador con unos días de antelación hubiera podido ver a mi abuelito con vida.
Casualidades buenas, coincidencias malas... milagros inesperados, senales raras...
Sólo espero no ser la UNICA a la que le dan curiosidad estas cosas ;)

24 comentarios:

Nadia dijo...

qué romántica eres!

Lo que para ti es algo así como destino, para mí es el azar, sí ó no, hay dos posibilidades y una nunca sabe qué va a pasar con cada una, aveces puede elegir una de las dos, otras veces las circunstancias eligen por ti. Me gusta ver a la vida como algo incierto, cómo que cada acción que haga o deje de hacer sí importa en el resultado final, no como que estoy destinada a algo, ni siquiera en el amor.

Chaulafanita dijo...

"Me gusta ver a la vida como algo incierto, cómo que cada acción que haga o deje de hacer sí importa en el resultado final"... me encantó!
Gracias Nadia por opinar. Muchos besos.

ZonZo dijo...

A mí también me impresionó mucho esa escena... porque por supuesto que creo en esas cosas...
Un día me encontraba sentado en un banco en una calle estrecha, esperando a una amiga con la que había quedado. La calle era recta, por eso pude verla caminando en mi dirección desde una buena distancia. Ella venía del super, con un par de bolsas, una de las cuales estaba muy llena. De repente, se rompió el asa de una de las bolsas, y ella se detuvo para atarla. Dos segundos después, dos coches chocaron frente a ella y uno de ellos salió rebotado y chocó contra la pared por donde ella habría estado si no se hubiera roto la bolsa, si no hubiera llenado una más que la otra, si no hubiera comprado esa botella de cocacola que tanto pesaba, si la bolsa no hubiera sido defectuosa, si....

No eres la única!!!!

Chaulafanita dijo...

Javi, que historia... ay como me encantan leer estas cosas ( cuando tienen un final feliz mucho mas porque cuando terminan mal luego no puedo dormir). Gracias por compartirla y ya veo que no soy la única metida en esto :)

Françoise dijo...

Yo trato de no pensar en eso... en que hubiera pasado si... tal cosa... pero definitivamente creo en que todo lo que me ha pasado es una combinacion cuantica de todo... destino, azar, coincidencias, karmas... es como el efecto mariposa... todo tiene una incidencia...
a proposito? ya se la vieron?

Chaulafanita dijo...

Fran, la película dices? Pues si ya la vimos hace mucho, nos encantó y esta en nuestra lista de las mejores películas de todos los tiempos :)
Ah los karmas, eso me había olvidado... tambien creo en ellos.
Un beso amiga.

Killa dijo...

A mi que la verdad esas cosas me vuelven un poco loca. Yo no creo en esas cosas del destino está escrito y va a ser así porque sí, o en el hoy es tu día. Creo en la casualidades, que perder el metro, una cosa tan simple como esa, puede cambiarte la vida. Una vez unas amigas quedaron para dar una vuelta en coche, yo me molesté proque estuve hablando por el msn con ellas y estaba re aburrida y no me dijeron para quedar, estuve toda la tarde enfadada y a la noche me enteré de que tuvieron un accidente, no fue muy grave dentro de lo que cabe pero se te queda un algo en el cuerpo...
O veces que he visto coches locos (mejor dicho conductores locos) que casi nos dan. Ese casi cambia mucho las cosas y como es casi no pensamos en ello. Pero yo si, le sigo dando vueltas a las cosas, pensando que hubiera pasado si ese casi no hubiera existido y al final nos hubieramos chocado.
Es todo tan casual...

Maria... dijo...

Te entiendo perfectamente . Yo tambien siento cosas muchas veces que me dicen si un hecho u otro son para bien o para mal. Un sexto sentido muy agudizado es lo que tenemos las mujeres. Cuando eres madre es pura magia saber en todo momento que es lo que quiere tu baby. La magia.
Un besote guapa y estoy segura que España os traera cosas buenas.
Maria

Betty dijo...

Bueno qué te puedo decir? ;) Ya sabes que Sí creo en las casualidades, señales, coincidencias que más bien se les dice Diosidencias jeje ;)
Besos!

Analia dijo...

yo creo mas en un plan de Dios tambien me han pasado cosas asi... la que más recuerdo que cuando le conocí a mi primer terror digo amor todo se confuabulo en favor de conocernos.... destino coincidencias todo tiene una razón que se nos revela en el momento en el que estemos listos para recibir la respuesta por más injustas que parezcan algunas..
Saluditos..

Sylvia dijo...

yo sí que creo en esas cosas... creo que estoy donde estoy por una cúmulo de hechos y casualidades...
A veces siento como que en algunos planos de mi vida algunas cosas encajan como si fueran las piezas de un puzzle... No se, es algo curioso y no sé explicarlo mejor...

Un besote!

Juan Pilas dijo...

Chaula, que coincidencia, yo también hace como 20 años venía del sur por la calle Eloy Alfaro, allí por La Inmaculada y de pronto una pipiola flacuchenta con la boca abierta se cruza delante del carro, pego una frenada que se me quedó media llanta pegada en el piso y yo que le meto una buena insultada, atrás mío venía una dama que se bajó a repelarme por tratar mal a la muchachita y la dama era un bombón, para no alargar el cuento me terminé casando con ella. Me pregunto a mi mismo. sin vez de la puteada, me hubiera ido de largo, con quiene staría hoy casado, quizás con una mas guapa o quien sabe una zorrisima, el destino tiene muchos vericuetos.

Kodama San dijo...

Yo no sé, no creo mucho en las casualidades, pero si bastante en el destino... bueno, no en ese destino que hablan de que "el que es rico muere rico y el pobre igual" y ese tipo de cosas... osea, uno labra su propio destino... ya me hice bolas para explicar jajaja. Yo creo en el destino cuando se trata de que dos personas estén juntas, de los amigos, de los enemigos. Si, en el destino cuando se trata de relaciones, quizás las casualidades no sean más que ciertos caminitos que nos llevan a nuestro destino.

Ya le voy a pedir al neguito que se baje esa peli :D

Saludos!!

LOLA dijo...

NOOOOOOOOOOO..NO ERES LA ÚNICA INTERESADA EN ESTOS DILEMAS....SERÁ QUE LAS CASUALIDADES TINENE MUCHO DE CAUSALIDAD?....O QUE ESE SEGUNDO ERDIDO ES AQUEL QUE TRANSFORMÓ POR COMPLETO EL ACONTECIMIENTO?
MUCHAS PREGUNTAS....LO MEJOR ES ESTAR EN PAZ CON UNA MISMA PARA DISFRUTAR LO QUE VENGA.

ME DIÓ MUCHO GUSTO VOLVERTE A LEER. :)

LOLA CIENFUEGOS

Genín dijo...

Casualidades, destino, coincidencias, en fin la vida está compuesta de todo lo que nos podemos maginar,y mas que no podemos y todo, absolutamente todo, puede ocurrirnos.
Besos y salud

Luna dijo...

Yo no creo en la casualidad, pero si en la "Causalidad" (relación entre una causa y su efecto).

Azul cielo dijo...

Completamente deacuerdo con usted Señorita, o señora jejejeje... para mi señorita eres muy joven =)
Si creo en las casualidades y en el destino y en la reencarnación y en muchas otras cosas más, qué le voy hacer como buen Acuario auqe soy algo tenía que tener no??

Un besote querida, ya queda menos para tenerte por los Madriles, de verdad que te lo vas a pasar muy bien, te lo aseguro, y ya sabes, cuando quieras quedamos a tomar un cafecito o un tecito jejeje...

Gyp_sy dijo...

Casualidades, destino, karma… si, creo en ellos totalmente. Creo en ese segundo que cambio tu vida para siempre.
Casualidad? O destino?… recuerdas… hice una búsqueda tonta en internet la cual me llevo a todo menos a lo que buscaba!!
Llegue al increíble y fabuloso mundo de Chaulafanita!!
…y de ahí se han desarrollado varias cosas lindas =))))
Pero sabes, me gusta mas pensar en el porque de las cosas, en ese destino que une caminos y me gusta preguntarme que es lo que me enseñara ese camino.
P.D. Veré le peli de la que hablas. Hace 5 días vi Amélie… bellisima!! A.N. esta celosa de que la haya visto por ti y no por ella =)) jejejeje
Abrazos mil!

Patricia dijo...

Para mi las cosas pasan cuando tienen que suceder, ni un segundo antes ni un segundo después. Ya que te gusta esas historias del destino allí va la mía. Después de unas charlas informativas en una escuela de diseño. Decidimos saliendo con algunas de las chicos ir a comer algo a un café muy cerca, llame a mi casa a avisar que estaría en X Café. Era la época del terrorismo en mi país, ya en la puerta del café decidimos por alguna razón dejarlo para otro momento y cada uno partí de regreso a su casa. Pues en el trayecto del café a mi casa, explotó una bomba en esa calle que destrozo toda la manzana, incluyendo el café.
Besos.

Sambiruca dijo...

Yo soy mas de causa-efecto, tampoco es que piense mucho en si hubiera pasado esto, y si hubiera echo aquellO....

Lo importante es vivir, y saber que somos capaces se hacer todo lo que nos propongamos.

Un beso wapa

Anónimo dijo...

Hola Julia, yo también creo, leyendo en diario el universo,fui y lei el nombre de todos nuestros compatriotas, pero te vi,muy linda cerca habia un buzón rojo,tù sonrisa enigmàtica me "llamaba" y aqui estoy feliz de corresponder contigo. Saludos ( yo también estoy leyendo un hermoso libro).Norma

La Negra dijo...

Yo no creo en las causalidades, ni en las coincidencias, mas bien en que las cosas que tienen que pasar pasan y todas las acciones que uno toma tienen consecuencias. Platicando con mr.A me dijo que el me heabia empezado a hablar por que se habia decidio a dejar de ser solitario y a hacer mas amigos, yo siempre pense que le habia gustado enseguida, al final el resultado fue el mismo, terminamos casados y felices!! Muchos saludos desde el frio otoñal de inglaterra!

sengvou dijo...

mmm... en cambio me gusta pensar en un enlace universal, para justificar el hecho de que algo suceda o no. Claro, porque una serie infinita de decisiones y acontecimientos me han llevado a estar sentado ahora leyendo y escribiendo esto. Siempre digo " luego ha de surgir la explicación". Un amigo dice, cuando nos damos cuenta de un acontecimiento que posiblemente exlica algo "el círcula se esta cerrando..." me gusta esa teoría.
Saludillos maja... dera. jeje

Lille Skvat dijo...

Tienes razón, la vida está llena de casualidades, y no se sabe nunca qué pequeña cosa va a ser transcendental en tu vida...